El fútbol alpino extremo solo se juega en las laderas más empinadas

Como sugiere su nombre, el fútbol alpino es una variación del deporte competitivo más popular del mundo que se juega en las laderas de montañas empinadas para hacerlo más difícil.

La mayoría de los deportes de competición suelen desarrollarse en igualdad de condiciones, pero en el caso del fútbol alpino, una de las principales condiciones es que el terreno de juego sea empinado. Suena francamente imposible, pero un grupo de fanáticos del fútbol en los Alpes austríacos afirma que es la mejor manera de practicar su deporte favorito. Se les ocurrió la idea del fútbol alpino extremo durante la Copa del Mundo de 2014, mientras veían un partido aburrido y buscaban formas de animarlo un poco.

“Estábamos viendo los partidos y los encontramos muy aburridos”, dijo el co-inventor del fútbol alpino, Franz Mair. “Entonces, Peppi, Peppi Knünz, el otro inventor de este deporte, me dijo: ‘La forma en que juegan no es lo suficientemente difícil y deberían intentar correr arriba y abajo de nuestras montañas. Pronto se quedarían sin aliento…’ Y luego pensamos: ‘Es posible que ni siquiera puedan jugar, ¡pero nosotros y nuestros muchachos lo lograremos!’”

El terreno llano es muy difícil de encontrar en los Alpes, por lo que se usa con mayor frecuencia para cosas más importantes que jugar al fútbol, por lo que los fanáticos de este deporte en una de esas áreas montañosas decidieron convertir los limones en limonada y usar el terreno para inventar una nueva variación. Ahora, los lugareños se enorgullecen de jugar únicamente al fútbol alpino.

“Cualquiera puede jugar en campos llanos”, dice Alois Gantner, entrenador del equipo ‘Supa Burschis’. “En Montafon, solo jugamos en las pendientes más empinadas que podemos encontrar”.

Las reglas del fútbol alpino extremo son las mismas que para la versión regular, con la única diferencia de que se necesitan piernas fuertes y gran resistencia para luchar contra la gravedad en un campo irregular.

El fútbol alpino extremo parece intrigante, incluso divertido, pero ¿qué sucede cuando la pelota comienza a rodar cuesta abajo cada pocos minutos, tal vez incluso segundos? ¿Quién desciende después de él, solo para tener que volver a subir al campo? Las cosas empiezan a ir cuesta abajo muy rápido si eso comienza a suceder con frecuencia, me imagino…