Perros «lloran lágrimas de felicidad» cuando sus dueños regresan a casa

Científicos en Japón han descubierto que los perros pueden sentir emociones como los humanos y llorar «lágrimas de felicidad».

Un estudio reciente ha revelado que los perros lloran «lágrimas de felicidad» cuando sus dueños llegan a casa. El estudio fue inspirado por científicos que tienen mascotas en casa. Cuando el caniche del profesor Takefumi Kikusui tuvo cachorros en 2016, notó que la cara del perro cambiaba cuando amamantaba a los cachorros y tenía lágrimas en los ojos.

El profesor Kikusui dijo: «Eso me dio la idea de que la oxitocina podría aumentar las lágrimas». Explicó que los perros producen lágrimas, simplemente no caen como las lágrimas de los humanos.

El profesor Kikusui, de la Universidad de Azabu en Japón, siguió la idea y descubrió que los perros tenían más lágrimas en los ojos de lo normal cuando se reunían con sus dueños, y que su nivel básico de lágrimas no cambiaba cuando se encontraban con alguien que no conocían. .

Cuando los investigadores agregaron oxycontin a los ojos de los perros, estos también se llenaron de lágrimas, lo que respalda la teoría de que la liberación de oxycontin hace que los perros lloren cuando vuelven a estar con sus dueños.

Ya se sabía que la hormona se libera en los perros y sus dueños cuando juegan, pero estudiar la reunificación de los dos es nuevo. El equipo japonés también pidió a las personas que calificaran las imágenes de caras de perros con y sin lágrimas artificiales, y a la gente le encantaron más las mascotas con ojos llorosos. Esto sugiere que las lágrimas de los perros ayudan a forjar conexiones más fuertes entre las personas y sus perros.

El profesor Kikusui se sorprendió. Él dijo: «Nunca habíamos oído hablar del descubrimiento de que los animales derraman lágrimas en situaciones alegres, como cuando se reúnen con sus dueños, ¡y todos estábamos emocionados de que esto sería una primicia mundial!»

Agregó: “Los perros se han convertido en socios de los humanos, y podemos formar vínculos. En este proceso, es posible que los perros que muestren ojos llorosos durante la interacción con el dueño sean más cuidados por el dueño”.

El estudio, publicado en la revista Current Biology, mostró que los perros derraman lágrimas en situaciones felices, pero aún no lo han probado en emociones negativas. El equipo de investigación aún no ha descubierto si los perros lloran cuando se vuelven a conectar con otros amigos caninos, pero esperan descubrir si esta reacción llorosa también tiene una función social en el mundo canino.